Este viernes, después de año y medio, el Estadio Cuauhtémoc abrirá sus puertas a la afición para disfrutar del partido Puebla contra Pumas de la UNAM de la jornada 16 de la Liga MX, Gobierno del Estado dio permiso en base al buen desempeño del equipo y de cara a la liguilla, además porque los índices de contagios de Covid-19 han bajado (aunque no mucho), sin embargo hay muchas indicaciones que seguir por seguridad de todos.

La zona exclusiva para personas con discapacidad quedará reducida al mismo porcentaje que se determine sobre el aforo total del estadio, hasta ahora de 14 mil personas, que es el 30 por ciento.
Durante los partidos llevados a cabo bajo las medidas establecidas por el protocolo de retorno de aficionados, están prohibidos los grupos de animación, las zonas designadas para dichos grupos salieron a la venta para público en general. No se permitirá el ingreso de menores de doce años.
La venta es en línea a través del sitio web de la boletera, no hay taquillas o puntos de venta, para evitar congregación de gente que se pueda contagiar.

Serán dos butacas ocupadas por cuatro libres, si algún aficionado presenta síntomas de Covid-19, se le devolverá el importe de su boleto y no se le permitirá el ingreso al estadio Cuauhtémoc.
Deberá enviar un correo electrónico a hramirez@clubpuebla.com y adjuntar el correo de confirmación emitido por www.superboletos.com al momento de realizar la compra y el reembolso se hará directamente a la tarjeta bancaria con la que se adquirió el boleto.
En coordinación con las autoridades de vialidad, habrá operativo al rededor del estadio, el PSO (Plan Sistemático de Operaciones), con cierres el día del evento. El acceso a los aficionados estará habilitado en cada zona, con cinco carriles delimitados con valla con una distancia de metro y medio entre cada uno, para agilizar el ingreso al inmueble y evitar filas.

Por admin

Deja un comentario