Ni falta le hizo «el Messias», su líder, Lionel Messi, la Selección Argentina se hizo fuerte en los 2.300 metros sobre el nivel del mar de Calama con sentido colectivo. El equipo de Lionel Scaloni, que no pudo estar en el banco del estadio Zorros del Desierto, se impuso 2-1 ante Chile entregando otra actuación en la que el compromiso grupal se vio por sobre las individualidades. Esta vez, La Scaloneta no tuvo una feroz presión (difícil hacerlo en la altura), pero pegó en los momentos justos y ganó un cruce bravo con personalidad. Ya lleva un invicto de 28 encuentros.

Por admin

Deja un comentario