Con marcador de 31-9. Tom Brady, a sus 43 años, logró su séptimo anillo de campeón, récord absoluto para la NFL, y fue elegido MVP de la final. El show de medio tiempo lo protagonizó The Weeknd

La nueva edición del Super Bowl, con uno de los aspirantes jugando en casa por primera vez y también con unos Jefes de Kansas que tenían la posibilidad de ser bicampeones, sin embargo quedaron muy lejos de eso, nada les salió y en contraste todo les salió a los de Tampa.

Uno de los eventos deportivos más importantes del mundo se realizó con público en las gradas y con mucha gente en el momento de la celebración, pese a que todavía el planeta sufre las consecuencia de la pandemia de coronavirus, se pudo observar un gran espectáculo y un partido de alto vuelo que consagró a los Tampa Bay Buccaneers por 31-9 sobre los Kansas City Chiefs. De esta manera, Tom Brady, MVP de la final, logró levantar por séptima vez el trofeo Vince Lombardy.

Tras unos primeros minutos con imprecisiones en ofensiva y con una clara ventaja de ambas defensas sobre los ataques, apareció la supla que tantas alegrías le dio a New England Patriots. Sobre le final del primer cuarto, Tom Brady asistió a Rob Gronkowski en zona de peligro y éste, sin resistencia, corrió hasta la línea de touchdown.

De esa manera, el primer bloque acabó con ventaja para Tampa Bay Buccaneersen por 7-3 sobre Kansas City Chiefs. En el segundo cuarto, fue la misma fórmula la que le trajo alegría a los de Tampa Bay con un pase filtrado perfecto de Brady para que Gronkowski reciba en zona de anotación y estire la ventaja a 14-3, tras la patada posterior.

El bajo rendimiento de Kansas City se notó aún más en el segundo cuarto, el período en el que más puntos había conseguido en su camino hacia el Super Bowl LV y en el que apenas pudo marcar tres puntos gracias a una patada de 34 yardas.

Sobre el final del segundo cuarto, los Buccaneers celebraron un touchdown más cuando Brady lanzó desde la última yarda un pase perfecto para Brown, quien engañó a su marca con un movimiento de afuera hacia adentro y recibió en la zona de anotación para celebrar el 20-6. Con el punto extra, la diferencia para el medio tiempo era de 15.

El juego de Tampa Bay siguió firme tras el show de The Weeknd porque en la primera defensiva evitaron una anotación y en el ataque festejaron. Los bloqueadores protegieron nuevamente bien a Brady y este encontró a Fournette, quien corrió 27 yardas por la derecha para anotar un nuevo touchdown y poner el marcador 28-9.

El marcador final fue de 31-9 gracias a un gol de campo en el tercer cuarto y así se encaminó el triunfo de los Buccaneers que se consagraron campeones gracias a un trabajo defensivo perfecto y a Tom Brady, su gras estrella.

Brady demostró que a los 43 años sigue estando en forma inmejorable. El ahora siete veces ganador del Super Bowl (2004, 2005, 2015, 2017, 2019 y 2021), quien es 22 años mayor que Mahomes, ha demostrado que todavía conserva el hambre de gloria para seguir agrandando su leyenda. Además fue elegido MVP de la gran final, quinta vez que logra este premio.

El equipo de Tampa Bay obtuvo su segundo título después de 18 años de espera. El primero lo lograron en 2003, en un equipo que contó con el aporte del pateador argentino Martín Gramática.

“Estoy orgulloso de todos estos muchachos, de mis compañeros, tuvimos un mes de noviembre complicado pero el equipo ganó en confianza, sabía que esto iba a pasar”, declaró el mariscal de campo al ser elegido como MVP de la final.

Por admin

Deja un comentario