La última prueba de para atletismo para el velocista Edgar Cesáreo Navarro Sánchez, en los Juegos Paralímpicos de Tokio 2020, fue la final de los 100 metros varonil, de la categoría T51, en la que finalizó en la quinta posición con un tiempo de 22.92 segundos.

En el Estadio Olímpico de la capital japonesa, ocho velocistas de silla de ruedas se dieron cita para disputar las medallas, competencia en la que los exponentes de Bélgica, Peter Genyn y Roger Habsch, se adueñaron del podio al conseguir el 1-3, respectivamente, con marcas de 20.33 y 20.76, mientras que el finlandés Toni Piispanen (20.68) se llevó la presea de plata.

Con dicho resultado, Navarro, representante del Estado de México, se despidió de Tokio 2020, que significó su sexta cita paralímpica, tras haber disputado previamente las finales de 200 metros T51 y 400 metros T52, concluyendo en ambas, en quinto lugar.

Edgar Barajas, undécimo en impulso de bala F57

En la misma jornada de para atletismo, el mexicano Edgar Ismael Barajas Barajas terminó su actividad en los Juegos Paralímpicos al disputar su última prueba en impulso de bala varonil de la categoría F57, en la que terminó en el undécimo puesto de 15 exponentes.

Barajas realizó seis intentos, de los cuales cinco fueron exitosos, en los que registró marcas de 10.47, 11.33, 11.21, 10.70 y 10.84, siendo su segundo lanzamiento, el mejor de su actuación y el que lo situó en el lugar 11 general.

Las medallas fueron repartidas entre Brasil y China, los representantes sudamericanos, Thiago Paulino, con récord paralímpico, y Marco Aurelio Borges, se colgaron el oro y bronce con distancias de 15.10 y 14.85, respectivamente; el bronce fue para el asiático Guoshan Wu (15.00).

Por admin

Deja un comentario