Finalmente pudimos ver ovoides volar, el sonido de las hombreras chocando unas con otras, los gritos de la afición y los emparrillados mexicanos llenos de vida después de una larga espera finalmente pudimos gritar ¡Touchdown! en México.

Poco a poco se fue dando el regreso a los campos, primero en los campos de entrenamiento y cada vez fue incrementando el tiempo en campo dando paso al regreso de las categorías infantiles, juveniles y finalmente este fin de semana el ansiado kickoff de la liga mayor.

En algunos estadios no pudo haber afición por la situación que ya todos conocemos, sin embargo los juegos no estuvieron exentos de emociones, sorpresas y grandes jugadas. De igual manera llegó el momento para los jugadores de liga mayor para demostrar sus habilidades rumbo a lo que será la temporada 2022 de la LFA dónde igualmente varios equipos ya empezaron a retomar las actividades con miras en el Tazón México V.

El camino fue difícil, largo y muchas veces nos dejó con incertidumbre, sin embargo nuestro deporte premia a los pacientes y los resilientes. Finalmente les podemos decir que lo mejor está por venir.

Carlos Arturo Ávila Díaz

Por admin

Deja un comentario