Como el uniforme conmemorativo del chile en nogada, la integración del Puebla de la Franja aun está verde, tiene una defensa que se aplica, pero al ataque aun no se acopla el «vikingo venezolano» con los que quedaron después de la desmantelada, el refuerzo chileno «Parrita» menos, los cambios tampoco funcionaron con los que abandonaron la banca y por lo visto ahí seguirán, por algo no son titulares.

El estratega argentino Nicolás Larcamón reconoció que deben mejorar en todo, las llegadas son pocas, ante Chivas y ante américa también, incluso con el rebaño hubo cierto control del partido, ahora no. Seguir en el foco de mentener mesura para enderezar este barco.

Agregó que el bloque defensivo en el primer tiempo cumplió, la cobertura no es la ideal, incluso costó un penal, no profundizaron avances de peligro, auqnue si maniataron en ciertos sectores, la atención en este semana debe estar más en lo ofensivo que en lo defensivo.

Hasta ahora, el Puebla tiene un punto de nueve, al respecto, el técnico respondió que el dominio del América era esperable, por lo menos en un pasaje de diez minutos, tiempo en el cual marcaron el segundo gol. «Puebla retomó el control encontrpo profundidad pero no se logró el gol, no nos preocupa, nos ocupa, van tres fecha y lo que diga después sonaría a escusa, vendrá más trabajo, mesura y autocrítica para volver a ser animadores del torneo», dijo.

En conferencia de prensa, Nicolás Larcamón mencionó que en líneas generales y con un hombre menos en los tres partidos, no los sometieron, el análisis justo sin tomar en cuenta el resultado, es que no se puntuó lo esperado, hay mucho por ajustar, sobre todo en la pincelada final, la producción y la defensa estuvieron bien, falta contundencia, eso si.

Finalmente, el juego ante Tigres será poniendo por delante lo positivo que se ha hecho, con la mesura y sensatez de no quedarse con el resultado, no me saquen de contexto, el marcador es muy importante pero no es lo único.

Deja un comentario