La velerista mexicana Demita Vega se encuentra en el cierre de sus últimos entrenamientos en Cozumel rumbo a los Juegos Olímpicos de Tokio, donde disfrutará de sus terceros Juegos Olímpicos.

“Estoy en un escenario ideal, en buena forma, libre de lesiones, haciendo los últimos entrenamientos. La verdad nunca me sentí tan bien como ahora en todo el ciclo olímpico”, mencionó.

La regatista está contenta y emocionada por que empiecen los Juegos Olímpicos que se realizarán del 23 de julio al 8 de agosto.

“Estoy en casa. Navegando en el agua, haciendo acondicionamiento físico, este miércoles ‘velié’ en condiciones de viento intenso y salí hacer bicicleta para aflojar”, indicó.

Señaló que en su camino se encontró con el triatleta Crisanto Grajales, también clasificado a los Juegos Olímpicos de Tokyo, quien de igual forma cierra sus entrenamientos en Cozumel.

“Las condiciones climatológicas son muy similares a las que se tendrán en Tokio con mucho calor y humedad. Es un súper lugar para hacer la aclimatación final”, manifestó Vega de Lille.

La deportista afina sus últimos detalles antes de trasladarse a la Ciudad de México para hacerse dos pruebas PCR. “En Japón aceptan pruebas de ciertos laboratorios que avala la organización de los Juegos, luego regreso a Cancún para viajar a tierras niponas”.

La vela entrará en acción el 25 de julio en el puerto de veleros de Enoshima y será hasta el 4 de agosto.

Por admin

Deja un comentario