Tres jugadoras del Puebla de la Franja compartieron sus opiniones, sueños y proyectos

En el marco del mes de la mujer, el Instituto Municipal del Deporte organizó un conversatorio con tres jugadoras del Puebla F.C, Mirelle Arciniega, María José López y Gloria “Yoya” Narváez, quienes en línea hablaron de su incursión en el futbol profesional, su paso por otros equipos y las experiencias que les ha dejado este deporte.

Pese a que casi no tocaron temas interesantes como la desigualdad de las nóminas entre la liga varonil y la femenil, el acoso, discriminación, machismo y otros temas, las tres coincidieron en que las niñas que aspiren a trascender en el futbol deben esforzarse pero también disfrutar lo que hacen. “Siempre se puede, hay obstáculos que superar, desde la guerra contra la báscula, hasta sacrificios, que no siempre son eso si se disfruta no hay límites”, comentaron.

Un tema interesante que mencionaron es que el equipo femenil no debe ser totalmente dependiente del varonil, aunque las han impulsado mucho, si llegara a descender, las afectaría a todas ellas también.

Yoya, recalcó que las nuevas generaciones les tocará un mejor nivel de liga, les recomendó buscar la oportunidad porque es muy gratificante y las hace sentir plenas. “Es complicado quedarse con la espinita de que hubiera pasado, por ello debenprepararse de la mejor forma”, expresó.

Por su parte, Mirelle Arciniega originaria de Chipilo, recordó su incursión en el futbol cuando su papá puso una escuela del balón pie en su comunidad, para que sus hijos “tuvieran algo que hacer”, pero un día que faltó un jugador, ella le entró al quite y de ahí siguió hasta hacer de éste deporte su profesión y en el Puebla de la Franja, el club de sus amores. Ahora como madre, reconoce que la pandemia ha beneficiado su labor en el hogar, pues tiene más espacio y convivencia para convivir con su hijo.

Asimismo, Majo López considera que el tener en Mónica Vergara como entrenadora de la selección nacional es un gran avance para las mujeres, abre las puertas a las siguientes generaciones que desean ser parte del futbol al final de su carrera como jugadoras.

En la charla, surgió el tema del Mundial Femenil en México en 1971, evento que demostró que talento siempre hubo, lo que faltó fue apoyo desde esos años en la cual las mexicanas tuvieron un buen papel. “En la actualidad, en tres años hemos visto crecimiento, si en esa época se hubiera dado, tendríamos más igualdad”, concluyeron.

Deja un comentario