Las costas europeas han sido punto principal en la ardua preparación que Juan Ignacio Pérez Soltero ha realizado rumbo a los Juegos Olímpicos y, tras ver actividad en Portugal con el Campeonato Europeo en Vilamoura, en abril, y la Copa de Oro en Oporto, en mayo, el velerista afina últimos detalles para enfrentar una última regata antes de lo que será su primera experiencia en una justa veraniega, en Tokio 2020.

El jalisciense, especialista en la clase Finn, detalló que a mediados de este mes volará a la ciudad de Santander, al norte de España, donde realizará una regata preolímpica para tener su último fogueo internacional con un gran nivel de navegación.

“Será un calentamiento espectacular; estamos cerrando detalles finos, no estamos haciendo nada nuevo porque no queremos caer en lesiones o enfermedades, cuidándonos y haciendo las cosas que sabemos hacer y seguir así hasta los Juegos”, comentó en entrevista con el Code Jalisco.

“Estoy muy contento, muy emocionado, también algo nervioso y físicamente llegaré muy bien preparado, acabo de superar una lesión así que estoy muy contento y anímicamente estoy listo para una buena actuación”, puntualizó.

Pérez Soltero obtuvo su pase a Juegos Olímpicos en enero de 2020 durante una Copa del Mundo en Florida, y a 17 meses de distancia de aquel suceso, el velerista lo recordó como “una experiencia inolvidable” por los sacrificios que también significó.

“Tuve que hacer muchos sacrificios para poder conseguirlo, dejé la familia, dejé el país, dejé muchos amigos, pero el momento en el que lo logré fue algo difícil de explicar, mucha emoción y algunas lágrimas.

“Calificar a los Juegos fue un logro gigante, fue algo que me costó mucho trabajo creérmelo y ahora que ya estoy ahí mi meta es llegar a la final, en los primeros 10 y darlo todo por el país”, dijo.

Por admin

Deja un comentario