Después de nueve meses de inactividad la selección mexicana de badminton regresó y va en la búsqueda de obtener su lugar en los Juegos Olímpicos de Tokio a celebrarse dentro de siete meses, es el bádminton, pues desde marzo, diversos atletas nacionales pausaron su camino a la clasificación de la justa.  

Fue en febrero del 2020 cuando participaron en la Copa Panamericana de la disciplina, que se desarrolló en Brasil, en la que tuvieron actividad Haramara Gaitán, Sabrina Solís, Jessica Bautista, Romina Fregoso, Miriam Rodríguez, Vanessa Villalobos, Lino Muñoz, Job Castillo, Luis Montoya y Andrés López, donde el equipo varonil culminó con la medalla de plata, por detrás de Canadá.

Todavía Lino Muñoz tuvo un evento más en el Abierto de Australia, previo a la desactivación de los deportes por el coronavirus; a partir de ese momento, para el originario de la Ciudad de México, la actividad se interrumpió y emprendió el viaje a Ixtapa Zihuatanejo, lugar donde paso la mayor parte del confinamiento al lado de su familia, esto con actividad física en casa, para no perder consistencia física.

Por su parte, Haramara Gaitán, continuó con sus entrenamientos en casa, consciente de que el resto del año no habría competencias; sin embargo, ambos atletas reconocieron que el aplazamiento del magno evento, en Tokio, sirvió para prepararse mejor y posteriormente amarrar su clasificación.

Me quedé a medias de clasificar, ya estábamos por cerrar; esto me representó una desventaja, pero como se atrasaron los Juegos Olímpicos, es una gran ventaja tener un año más para prepararme. Espero que las cosas se solucionen rápido para volver a incorporarme a la cancha y trabar”, mencionó la representante de Nuevo León, en aquella ocasión, a la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (CONADE).

Debido a la complicada situación a nivel mundial y al ser el bádminton un deporte que clasifica a la justa de verano vía ranking mundial, este terminó por ‘congelarse’ manteniendo los puntos obtenidos en torneos ya completados, pues lo eventos que pudieran celebrarse este año no serían puntuables sino hasta el 2021, así lo dio a conocer la Federación Mundial de Bádminton (BWF, por sus siglas en inglés) en mayo pasado.

De vuelta a las competencias

Tras una larga pausa de aproximadamente nueve meses, los badmintonistas nacionales volvieron a ver actividad lo que devolvió el ánimo y el ímpetu de volver a tener un partido en competencia con el objetivo de no perder el trabajo antes realizado y retomar poco a poco su nuevo ritmo deportivo.

En noviembre, el bádminton nacional brilló en Aguascalientes durante el Torneo Internacional Mexicano 2020, en el que, con la presencia de seis países, Job Castillo y Sabrina Solís, destacaron con preseas áureas en singles y dobles (varonil y mixto), al lado de Sebastián Martínez y Andrés López, respectivamente.

Otros medallistas fueron Vanessa Villalobos y Jessica Bautista (oro – dobles femenil), Romina Fregoso y Miriam Rodríguez (plata – dobles femenil), Job Castillo y Vanessa Villalobos (plata – dobles mixtos) y tres terceros lugares con Luis Montoya (singles varonil), Jesica Bautista (singles femenil), así como Sebastián Martínez y Jessica Bautista (dobles mixtos).

Para cerrar el año con broche de oro, se realizó el Campeonato Nacional de Primera Fuerza en Guadalajara, donde Job Castillo y Sabrina Solís, volvieron a lucir con las medallas áureas en singles, mientras Castillo junto a Luis Montoya la obtuvieron en dobles varonil y Vanessa Villalobos y Miriam Rodríguez, esto en dobles femenil.

Lino Muñoz, que en septiembre emprendió el camino a Europa para estar entre España y Dinamarca, y así reincorporarse a sus entrenamientos formalmente en busca de afianzar su boleto a Juegos Olímpicos, cerró el 2020 con una medalla de plata durante el torneo Masters 2020, que se celebró en República Checa.

Por admin

Deja un comentario